Los inventos españoles que revolucionaron el mundo

Ocho inventos españoles e históricos

El submarino: en 1859, el catalán Narcis Monturiol diseñó el primer buque que se sumergía. Este, supuso toda una revolución en la industria y cambió por completo la forma de entender las contiendas militares marítimas. Aunque era de madera y tenía varios problemas, unas décadas más tarde, el murciano Isaac Peral solucionaría estas lanzando en 1888 el primer submarino de acero con energía eléctrica que consolidó la revolución en el campo marítimo.

El tren articulado: conocido como Talgo, este invento de Alejandro Goicoechea e impulsado por José Luis Oriol supuso un cambio en el mundo del ferrocarril. Creado en 1942, alcanzó la fama en la década de los 60 gracias a un sistema de rodadura novedoso que conseguía más velocidad con menos potencia.

La jeringuilla desechable: resulta incalculable la cantidad de vidas que puede haber salvado este objeto. En 1975, el riojano Manuel Jalón creó a partir de plástico este tipo de jeringuillas que supusieron toda una revolución gracias a la higiene en el mundo médico.

La fregona: sencillo y practico, pero muy efectivo. La forma de limpiar una casa cambió por completo con la aparición de esta idea allá por 1956 gracias a también, Manuel Jalón. Popularmente conocida como Mocho, el palo con penacho de fajas de algodón supuso toda una revolución en el hogar.

El traje de astronauta: la vestimenta que utilizan aquellos valientes que tras meses de preparación salen al espacio también tiene nombre español. En 1935, el granadino Emilio Herrera Linares crearía algo tan iconico como la vestimenta para pisar la luna.

El autogiro: aunque sea conocido como helicóptero, su primer nombre revolucionó el mundo aéreo. Juan de la Cierva en la década de 1920 creó los primeros modelos de este medio cuya idea central pertenece al mallorquín Pere Sastre Obrador.

La calculadora: cuantos exámenes y decisiones de la humanidad han solucionado estos utensilios que se remontan cientos de años atrás. Aun así, no fue hasta 1878 cuando Ramón Verea logró la primera calculadora mecánica que podía sumar, restar, dividir y multiplicar hasta nueve dígitos.

El teleférico: Leonardo Torres Quevedo registró, en 1887, el primer sistema de camino funicular con alambres múltiples. Así, nacía uno de los transportes que ha cambiado el modo de interactuar especialmente con las montañas. En 1907, el primero de estos inventos entro en funcionamiento en el Monte Ulla, en San Sebastián.

Los inventos españoles que revolucionaron el mundo

Publicación
12 noviembre 2021
Categorías
Inspiración

Todo lo que necesitas en un solo espacio